LA PALABRA MÁS TONTA

Me pareció hasta hace poco una de esas palabras ñoñas, pura mariconada, con perdón, sensiblería de beatos, demagogia de sicólogos de la tele. Y creo que no andaba descaminada: es una palabra tonta por inexistente, por fantástica, por consoladora de segunda mano, o de tercera.

Cuando uno crece, de pequeño, no tiene ni la más remota idea de lo que es, ni siquiera la imagina. Luego, van apareciendo otras que se hacen sentir con fuerza imperial, por ejemplo, responsabilidad, compromiso, compañerismo, solidaridad…, y aparecen algunas nuevas como rutina, educación, cuidado, protección, deberes, obligaciones, contabilidad, abogado, impuestos, administración… Ninguna relacionada con la palabra más tonta que conozco.

Felicidad, no. Esa palabra es de tontos. Y solo los tontos la buscan, pero no sé si esos mismos tontos, por serlo quizá, la encuentran. Los inteligentes, no. Esos no la encuentran nunca.

No hay felicidad levantándose a diario a las 6 de la mañana. Es imposible. Mucho menos teniendo que aguantar a un jefe, o a unos subalternos, exigentes, injustos o irresponsables. No hablemos de sueldos, médicos, hospitales, caídas de la abuela, sarampión de los niños, infidelidades de la mujer o el marido, borracheras de fin de semana, diarreas del nene que apestan la casa, plaga de cucarachas, compras de Navidad, cenas y comidas de familia, pago de hipotecas, pintura de la cocina, cambio de la lavadora, el mecánico del coche, la gasolina de los dos coches, la boda del niño, hiciera o no la comunión, la terrible adolescencia del otro, malas notas, noches sin dormir, funerales, fiebres, depresiones, vueltas de vacaciones, suegros… ¡en fin! Un rosario de capítulos de una telenovela interminable. Todos incompatibles con la felicidad.

Pero esta mañana he oído comentar a un compañero que hay quien tiene una cara divina y es, seguramente, porque está, por lo menos, buscando ser feliz.

Y se me han caído de las manos tres resmas de folios y un rotulador azul. Entre la nevada de DINA4 blancos y el sonidito del rotulador trotando por los rincones se me ha encendido una luz.

¿No será que buscar la felicidad es huir de todo eso? A lo mejor llega un momento en que la vida  nos dice al oído, por el medio que sea, que tenemos ya el permiso para buscar la palabra ñoña, aunque no la encontremos. A lo mejor ya nos queda poco tiempo para encontrarla y por eso hay tanta gente corriendo por la calle detrás de ella.

Por si acaso, ya me he hecho un plan, aprovechando el rotulador descapuchado y alguno de los DINA4 supervivientes. Voy a correr yo también en su busca, no sea que, mariconada y todo, dedicando un poco de esfuerzo y de tiempo, la acabe encontrando o me lo parezca.

He empezado por usar más a menudo una frase que me gustaba cuando era adolescente: “No me da la gana”. Y otra que nunca he podido practicar: “Lo hago porque me sale de las narices”.

Además, voy a dejar de preocuparme de los planes de los demás: solo voy a preocuparme de los míos. Los suyos los he borrado de mi agenda y no pienso copiarlos nunca más. No voy a tomar café por no ser grosera ni a esperar en las esquinas por culpa de otros, no voy a cargar con la vida de nadie más, que ya bastante tengo con sobrellevar la mía, ni a ir a donde no quiero ni a escuchar lo que no me importa, ni a pagar lo que no gasto ni a callar por las mentiras de nadie ni a respetar más derechos que los míos ni más deseos que los propios… Se acabó. Aparcaré los miedos, las necesidades inútiles y la esperanza en los demás y no en mi propia fuerza y en mi propio valor. Dejaré a un lado la desconfianza excesiva y los sueños infantiles, los chantajes, las rutinas, los protocolos, las obligaciones…

Voy a ver si así la encuentro. Por lo menos, mientras tanto, conseguiré tener esa cara divina de quien está en su búsqueda y no el gesto de vinagre del que arrastra al cuello un saco de cemento, aunque sea del bueno. Algo es algo.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s