EL INTÉRPRETE DE LA LATINA

A veces, uno se sienta en la butaca y asiste al espectáculo magistral y ceremonioso con cierta angustia, con resignación e incluso con miedo. A menudo, las grandes actuaciones y los escenarios modernos, inabarcables e insólitos me dejan el alma encogida y cuando salgo del teatro, llevo sobre los hombros a madre Coraje en pie, a Godot con toda su familia o las penas del infierno de Dante girando sobre mi cabeza.

Ayer, comencé desconfiando cuando oí, al comienzo, el par de bolerazos clásicos en la voz y en la postura de  Asier Etxeandia. Pensé, “hermana, un concierto de boleros de toda la vida disfrazado de Madrid moderno, la movida de la crisis, lo mas cool del jardín o cualquier otro invento de clase medio alta burguesía bohemia de andar por la calle de Alcalá”.

Pero luego, mi amigo histrión se pintó el ojo, se encananalló en la postura, abrió los pulmones y la garganta y cantó en vivo y en directo, con tres compañeros memorables, hasta que literalmente se quedó sin resuello, superman del escenario, loco de cantar y de interpretar hasta que no le quedo una célula que no brindara al público que, también hay que decirlo, estaba entregado desde antes de iniciarse la faena: cosas del Facebook, del marketing y de otras hierbas.

El texto no valía gran cosa, la música no era original, salvo algún tema elaborado para la ocasión. Pero él sí, el chico vale mucho, sobre todo porque además de cantar, de cantar literalmente, de interpretar y de tener carisma, se cree lo que hace, y se transmite al teatro entero con toda facilidad. La orquesta, magnífica, a su altura, sin desmerecer un ápice.

Algunas concesiones para la galería sobran: no le hacen falta, no las necesita. Se vende con su voz y su entrega. Todos nos divertimos, jóvenes y menos jóvenes, recordando canciones de siempre sobrehiladas en los retazos de la biografía infantil de un bilbaíno que interpreta, al fin, en Madrid.

Un musical diferente, para todos los públicos y para todos los corazones. Cuando salía del teatro, bailoteaba por dentro y por fuera, mucho más ligera que cuando entré, relajada y contenta, encantada del guateque.

2 pensamientos en “EL INTÉRPRETE DE LA LATINA

  1. Totalmente cierto,,,yo lo pude disfrutar este viernes pasado yyyyyyy,,,,,ufffff,,,tan diferente,,,tan especial,,,tan intrigante y tan loko y tan normal,,,,” Yo kreo ke todos en algun momento de nuestra infancia, emos sido un poko “El interprete” Y la mejor defensa es la lokura de kantar, bailar, de imaginar y de no mirar al pasado kon renkor Y SI KON EL AMOR.
    MUYYYYY MUYYYYY GRANDE ASIER,,,,,

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s